Cueto (Mayo 2011)

El Cueto es la cumbre más elevada de la Sierra de Artzena, situada en la provincia de Alava. Domina el Valle del Ebro, que cierra por el sur y la Llanada alavesa, que lo hace por el Oeste.

Mucha pista y camino recorren sus laderas; esto, que debería ser una ventaja, puede llegar a confundir pues algunos no están en el mapa o han variado su trazado, por lo que se hace relevante, si no se conoce la zona, disponer de GPS con rutas grabadas, a no ser que queramos emular al Doctor Livingstone…….supongo.

Iniciamos el ascenso en medio del pinar del valle de Valdegobía, a unos 3 kilómetros de Nograro. Hay gente que sube directamente desde allí, pero nosotros decidimos ahorrarnos esos 45 minutos. Subimos en coche desde Nograro, pasamos por su casa-torre y un poco más adelante, en la bifurcación tomamos el camino de tierra que sale por la izquierda. A 3 kilómetros de nuevo hay una bifurcación, tomamos el camino de la derecha y a 100 metros aproximadamente hay un claro donde se puede aparcar perfectamente el coche (hay sitio para 4 ó 5 más)

El inicio de la ruta tiene lugar por una pista muy bien marcada, no hay pérdida.

El camino sigue su trazado y de momento es imposible perderse, seguimos por la derecha.

De vez en cuando nos encontramos con alguna zona embarrada que se vadea sin dificultad.

En el camino a través del pinar seguimos la ruta más marcada a pesar de encontrar otros “cantos de sirena”. Aquí tenemos una curva pronunciada a la derecha.

El camino ya empieza a circular paralelo a la zona rocosa de Artzena. La ruta está repleta de hitos y, si estamos un poco atentos, los encontraremos sin dificultad. En la foto tenemos un cairn encima de un tronco cortado.

Poco vamos ascendiendo en largos zig-zag que quedan patentes en esta curva a la izquierda.

Ya llegamos a uno de los desvíos importantes de la ruta. Está indicado con un hito, así que no hay pérdida. El camino nos indica que la tregua se ha acabado y que el ascenso ya es un hecho…por si alguien tenía alguna duda…

Seguimos el camino, que más adelante girará a la derecha, prestando especial atención porque en breve llegaremos al sendero que nos encaminará hacia el portillo de Nograro. Finalmente lo encontramos marcado por una especie de “escaleras” embarradas.

A partir de aquí nos internamos plenamente en el hayedo, previo a la pared rocosa de la Sierra de Artzena donde se asienta el Cueto.

Todo el camino está jalonado de hitos que nos indican el camino a seguir. Con estar un poco atento es suficiente. El sendero transcurre en una subida constante en diagonal dirección al portillo, puerta de entrada a la sierra, y a nuestro objetivo.

Si no se dispone de track en el GPS o no se siguen los hitos adecuadamente es muy fácil perderse entre el hayedo. Las hojas del suelo emborronan el sendero y lo hacen difícil de apreciar, de ahí que constantes cairns nos señalen la ruta a seguir.

Poco a poco vamos ascendiendo y ya podemos ver la pared rocosa de la sierra de Artzena, por ahí será muy difícil subir 😉

Siguiendo en línea diagonal ascendente hacia al noroeste damos por fin con el portillo de Nograro. Unica vía de acceso en esta zona de subida hacia el cresterío cimero donde se asientan las cumbres del Mota, Mojón acuchillado y, por supuesto, nuestro Cueto.

La subida por el portillo de Nograro no es especialmente dificultosa. Tiene bastante pendiente y hay que tener cuidado con la piedra suelta, que nos hace resbalar en más de una ocasión. Sin embargo también existe la posibilidad de zigzaguear tomando la parte más herbosa de la canal para subir con más seguridad.

Poco a poco, asegurando la pisada, vamos ascendiendo. Las vistas son preciosas, la roca, el pinar y el hayedo forman un paisaje espectacular.

Una vez pasada la zona más dificultosa de la canal nos encontramos con una valla para evitar que se escape el ganado.  Ya sólo nos quedan unos pocos metros para alcanzar el collado que nos separa el Cueto (hacia la izquierda) del Mojón acuchillado (derecha).

Tras superar la valla seguimos ascendiendo, ya en menor pendiente, hacia el cresterío de Artzena. Esta parte ya es herbosa y no tiene ninguna dificultad.

Una vez en el cresterío nos dirigimos hacia la derecha para hacer cumbre en el Mojón acuchillado, a unos 10 minutos por sendero bien marcado y sin pérdida.

Llegamos finalmente al Mojón acuchillado (1.354m.), cuyo buzón se encuentra en lo alto de una zona herbosa.

Desde la cima del Mojón acuchillado echamos una mirada hacia nuestrro destino, el Cueto. Inconfundible por la antena que corona su cúspide (en la foto no se aprecia, es la cumbre que tenemos más a la derecha) vemos desde aquí el sendero que nos llevará hasta allí en un paseo de unos 15 minutos.

Volvemos por nuestros pasos pasando por delante del portillo de Nograro por el que nos hemos colado y continuamos la senda hacia el Cueto. El camino transcurre entre boj y pinar sin dificultad. Muy cerca ya del Cueto atravesamos un claro donde se aprecia claramente cuál es el camino a seguir. Es el único camino que nos introduce a través del pinar y por si hubiera alguna duda su entrada está marcada por un cairn.

Tras atravesar el pinar llegamos a un punto en el que hay que girar a la izquierda para hacer cumbre. En pocos metros llegamos a la alambrada que protege la antena desde donde se aprecia ya el vértice geodésico del Cueto (1.367m.).

Justo detrás del vértice geodésico se encuentra el buzón y la pirámide que indica el límite de provincia. Hay que tener mucho cuidado porque están situados al borde del precipicio y la caída es vertiginosa. Para los que tengan algo de vértigo una buena opción es tumbarse y asomar la cabeza por el precipicio: espectacular.

Las vistas desde aquí arriba son una auténtica maravilla. Aquí tenemos la mirada hacia el Norte, apreciándose el pinar y el hayedo por el que hemos pasado. El primer pueblo que se aprecia, en el centro y un poco hacia la derecha es Nograro.

Hacia el Sur tenemos la zona burgalesa, con la central de Garoña justo encima del pinar.

Una última mirada desde la cima hacia el Mojón acuchillado, desde donde hemos venido.

Finalmente volvemos por donde hemos venido siguiendo el mismo camino. Hay que prestar especial atención para encontrar la canal del portillo de Nograro. Con el GPS incluso tuvimos algunas dudas de si era realmente por ahí, por lo que si no se lleva es recomendable buscar una referencia…o crearla.

En definitiva una subida espectacular, en una zona realmente preciosa y totalmente recomendable. El único punto negativo es que en la zona hay mucha garrapata, debido a que por estos lares hay bastantes cabras y corzos. Así que, si os adentráis por esta bellísima zona vendrá bien una inspección corporal posterior.

La ruta realizada en Wikiloc. Poco más de 7 kilómetros y 3 horas y media.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s