No hay manera

Con todo preparado, dispuestos para la batalla y no hay manera. Teníamos super-estudiada la subida al Txindoki, finalmente una circular, quizás la más bonita: subida por Muitze y bajada por la normal.

Además veríamos la posibilidad de subir con los txikis el Ausa-Gaztelu, una vez bajáramos de nuestro reto, para hacer ya un completo: café, copa y purete.

Pues que no hay manera. Que Mari se ha puesto de malas y nos ha chafado el finde. Las nubes llegan prácticamente a nivel del mar, así que no nos queda más remedio que esperar.

Seguro que merecerá la pena. Ya debemos dos retos: el Ballo y el Txindoki. Habrá que buscarles hueco, que en el tintero no se nos van a quedar no.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Gipuzkoa, Rutas Moderadas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s