El “arrogante” ha hincado rodilla

Una vez más, y ya van diez, hemos conseguido domar un nuevo reto. No nos lo ha puesto fácil. El hecho de que fuera un monte “corto” (apenas 5 kilómetros en total), presagiaba fuertes pendientes y dureza en la ascensión. Y así fué. Pero como no hay cima que se nos resista (de momento), conseguimos cabalgar sobre las alturas de su grupa, tomar las riendas de su cresterío y trotar por sus rocas hasta alcanzar la cumbre.

La última parte de las ascensión muy muy muy entretenida. Con algún paso algo aéreo pero que se hace muy disfrutón. Las vistas……¡vaya vistas!. El mejor mirador hacia el Anboto y su morada de la dama.

Atentos al reportaje…que está al caer.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Bizkaia, Rutas Moderadas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s